Bienvenidos a Septiembre!! Ese mes tan especial en el que los gimnasios se llenan de gente que ha decidido empezar a hacer un poquito más de ejercicio ya sea para estar más saludable o presumir de cuerpo en el verano de 2017.

 

Este post va dirigido a ti, que acabas de apuntarte este mes para conseguir todos tus objetivos pero a la vez no te ves muy motivado para ir con muchas ganas al gimnasio. Te voy a contar 5 trucos para coger el gimnasio con más ganas y ayudarte a ir motivado. Empecemos!!

 

Music is magic

Empezamos con el truco más utilizado y a la vez el más efectivo de todos, ya se han realizado muchos estudios acerca del impacto de la música y del tipo de música en el entrenamiento, sacando como conclusión que la escucha de esta, puede distraer al usuario y hacer caso omiso de los signos de fatiga producidos por el entrenamiento. Yo te recomendaría que te hicieses una lista de canciones solamente para el gimnasio que te motiven y no solo la escuches mientras estas ejercitándote sino también en el camino al gimnasio ya que así podrás ir entrando en calor poco a poco.

Yo también tengo mi propia lista en Spotify y os la dejo aquí por si os puede resultar interesante, el estilo es muy hark-rock pero eso depende de los gustos personales de cada uno.

 

Entrena con alguien

En realidad este punto puede aplicar más a los novatos seguramente ya que si llevas un tiempo en el gimnasio y ya tienes tus objetivos marcados al igual que el camino que tienes que seguir para alcanzarlos quizás el ir siguiendo esos pasos marcados ya deberían ser suficiente motivación para ir progresando día a día.

En cualquier caso, te has apuntado en Septiembre y ves que entrenar solo te resulta aburrido porque solo estas cogiendo pesos de un sitio para volver a dejarlos en ese mismo sitio. Entrenar con alguien te motivará, ya que además del entrenamiento podréis hablar de otras cosas que no tengan nada que ver, podéis animaros el uno al otro para terminar esa serie tan difícil, incluso retaros a ver si sois capaces de sumar unos kilos más a la barra.

No olvides que lo bueno de entrenar con alguien es que ya tienes spotter asegurado para tenerlo como seguro en tus levantamientos más pesados pero déjale claro que no toque tu barra mientras levantes.??

 

No empieces a saco

El entrenamiento tiene muchos aspectos parecidos a llevar una alimentación saludable, el aspecto en el que más se parecen es la constancia. El entrenar adecuadamente es un esfuerzo que se tiene que mantener en el tiempo, recuerda que más que un sprint se asemeja a una carrera de fondo en la que habrá días malos y días buenos.

Por lo tanto al igual que una dieta, no te marques un entrenamiento que veas que no podrás sostener en el tiempo, de nada nos va a servir empezar el primer mes yendo 5 días al gimnasio haciendo muchos ejercicios si para el segundo mes ya nos hemos aburrido porque nos parecen muchos días. Este factor es muy importante y se conoce como la “adherencia al entrenamiento” y es fundamental planificar nuestros entrenamientos en base a este punto.

En relación a este punto decir que no podemos considerar un día de entreno como una unidad, es decir, esto viene en referencia a los famosos videos de YouTube en los que en el título ponen cosas estilo “entrenamiento explosivo e intenso de bíceps” o “entrenamientos destructor masivo de tríceps”. De nada nos sirve ir un día al gimnasio con todas las ganas del mundo a machacar un grupo muscular si eso nos va a lastrar los días posteriores afectándonos al rendimiento en las siguientes sesiones. Todo con cabeza.

 

Lleva un registro de tus levantamientos

Si de  verdad quieres ir progresando en cuanto al peso que vas utilizando, te recomendaría tener siempre apuntado lo que vas levantando sobretodo en los ejercicios que involucren más músculos y así verás como cada día que pasa moverás más peso. Deberías hacer esto ahora que empiezas ya que la gente que empieza siempre va a subir de peso muy rápido ya que su cuerpo no estaba acostumbrado a levantar pesas, esto debería motivarte.

Respecto a los cambios físicos tampoco deberías obsesionarte, en los primeros 3 meses si no descuidas mucho la alimentación deberías ver cambios notables respecto a tu anterior versión, aprovecha los “noob gains” :p

Para registrar tu entreno te recomendaría la app FitNotes, en su día la estuve utilizando y era bastante completa y suficientemente fácil de utilizar, la puedes descargar aquí.

motivarse ir al gimnasio

no existen ejercicios imprescindibles

Seguramente hayas entrado y el monitor te haya puesto la típica rutina de ejercicios la cual tendrás que ir haciendo, seguramente entre todos esos ejercicios habrá algunos que te gusten más y otros que te gusten menos. Nuestros objetivo es ir motivados y con ganas y si hacemos ejercicios que no nos gustan no vamos a ir con muchas ganas. Entonces yo te propondría sustituir los ejercicios que no te gustan por otros que te motiven más, siempre y cuando trabajen los mismos grupos musculares..

Ahora me vendrán los talibanes de la fuerza diciendo que las sentadillas, el peso muerto y el press banca son insustituibles, pero de que sirve estar haciendo 1 mes peso muerto si no nos gusta y eso va a derivar en un abandono del gimnasio al pasar un par de meses. Recuerda que los ejercicios lo único que hacen es simular un patrón de movimiento y si en lugar de hacer press de banca prefieres utilizar una maquina para ello, hazlo si eso te ayuda a mantenerte con ganas (aunque siempre recomendaría los pesos libres), ya tendrás tiempo de probar los ejercicios que menos te gusten.

Por mi experiencia, comentarte que por lo general los ejercicios que menos nos gustan suelen ser aquellos que peor se nos dan debido a que los hemos hecho pocas veces y no hemos conseguido adoptar la técnica más adecuada. Esto se soluciona empezando el entrenamiento con esos ejercicios que menos nos gustan hasta que nos hagamos todo unos pros.

Espero que te sirvan estos pequeños consejos para mantenerte con ganas en el gimnasio.

Un saludo!